Aguas del Valle

Miércoles, Septiembre 18, 2019

Gira ONU-REDD concluye con positivo balance, destacando participación femenina en ejecución de proyectosTres jornadas llenas de experiencias y vivencias recopiladas a través del trabajo realizado por las comunidades agrícolas Peña Blanca y Cerro Blanco de Limarí, fueron las que vivió durante los días 5, 6 y 7 de noviembre,el equipo delPrograma de Naciones Unidas para REDD (ONU REDD), junto a especialistas de FAO, PNUD y ONU Medio ambiente; el director regional de Conaf, Eduardo Rodríguez y miembros del Departamento de Desarrollo y Fomento Forestal de la corporación.

La gira, que se enmarca dentro de la auditoría que ONU-REDD realiza en todo el país a los proyectos ejecutados a través de Conaf, comenzó el miércoles 5, en el auditorio de la corporación, con una presentación general por parte del equipo técnico, representado por el jefe del Departamento de Desarrollo y Fomento Forestal (DEFOR), Diego Morales, donde entregó un balance del proyecto que fue llevado a cabo…. por las comunidades agrícolas Peña Blanca y Cerro Blanco de Limarí.

La jornada más significativa, según Carolina Massai, Coordinadora General de la Unidad de Cambio Climático y Servicios Ambientales de Conaf en Santiago, fue la que se llevó a cabo este martes 6, cuando los representantes de la gira, pudieron ver en terreno, las obras de mitigación y restauración de suelo degradado, desarrolladas por las mismas comunidades, con el asesoramiento técnico de Conaf.

“Me parece que esta ha sido una muy buena experiencia, poder estar in-situ viendo los proyectos, porque a veces uno hace un análisis técnico desde la lectura, pero estar aquí, conversar con las comunidades, ver el esfuerzo que han puesto para sacar adelante estos territorios donde uno ve la vulnerabilidad que existe por la deforestación, la degradación, la falta de agua, y ver como igual emprenden y sacan adelante estos proyectos y súper comprometidos, me pareció digno de destacar”, resaltó la Massai. La profesional, valoró el esfuerzo de Conaf Coquimbo, argumentando que “si bien aún hay cosas por hacer, se han hecho bastante y valoro el empoderamiento de las comunidades ante los temas medioambientales”.

Los primeros en contar su experiencia, fueron los comuneros de Peña Blanca, representados por el presidente de la comunidad, don Daniel Rojas, quien destacó el aporte proveniente de ONUREDD, que ha permitido, entre muchas cosas, reforestar suelo degradado de la comunidad y dar oportunidad de empleo estacionario a los mismos comuneros y comuneras, señalando que “hemos venido realizando un trabajo en conjunto con la Conaf, que ha significado un gran avance parta nosotros. Hemos podido mejorar nuestros suelos con el proyecto, donde hemos reforestado terreno degradado, donde antes sólo había siembras de trigo, hemos podido mantener las especies a pesar de la escasez de agua, gracias a los atrapa nieblas que nos permiten recolectar en promedio, hasta 6 litros de agua diaria para regadío controlado de los árboles plantados”, destacó.

Desde la misma comunidad, si bien valoraron los aportes entregados por el proyecto, hicieron un llamado a “la confianza en el trabajo para que en un futuro los recursos, puedan ser asignados directamente a los comuneros, con la asesoría técnica de socios estratégicos como lo ha sido Conaf”.

En la jornada de la tarde, fue el turno de la comunidad agrícola Cerro Blanco, quienes a través de uno de sus representantes, don DomingoCortés, pudieron exponer sus experiencias y parte de los resultados obtenidos por la comunidad. “En la comunidad estamos contentos y esperanzados en el futuro por la proyección que tiene este proyecto que hemos venido realizando con la Conaf. Es satisfactorio saber que los trabajos de restauración de suelo que nosotros mismos hemos ido desarrollando, son trabajos realizados por las manos de nuestras mujeres, porque la mayoría de los beneficiarios del proyecto, han sido nuestras mujeres”, destacó el comunero.

Al finalizar la exposición, el dirigente de la comunidad Cerro Blanco, se mostró agradecido por la ejecución de este proyecto, resaltando que “quizás a mí no me toque ver los resultados del trabajo realizado, pero me enorgullece que seamos parte de la lucha contra el desierto y me enorgullece por sobre todo, la herencia que le dejamos a nuestras generaciones futuras, que al igual que yo recuerdo a mis abuelos enseñándome la naturaleza y bondades de esta comunidad, somos nosotros quienes tenemos la obligación moral de dejarles un territorio sustentable a nuestros nietos”.

Para Paloma Toranzos, Jefa de Gobernancia de Desarrollo Sostenible del Programa de Naciones Unidas en Chile, la experiencia del proyecto en la región de Coquimbo, tiene un componente inédito, al compararlo con la experiencia de ONUREDD en otras regiones del país. Toranzos señaló que “me gustaría destacar que vimos mucha participación de mujeres en los proyector que se están implementando en la región. Esto nos llamó mucho la atención porque en general, la participación de mujeres es baja, sobre todo cuando son proyectos en comunidades donde las mujeres no se sienten lo suficientemente empoderadas para participar, el hombre es el dueño de la tierra, son los que reciben los subsidios y la mujer queda en un segundo plano; pero acá nos llamó la atención que las mujeres si tienen voz, si participan activamente, hay varias de ellas que son dirigentes y eso fue muy positivo porque nos damos cuentas que el programa en esta región, se está trabajando con un enfoque de género y eso es súper importante para nosotros”, destacó la profesional.

En el tercer día de cierre de la gira en la región, el director regional de Conaf, Eduardo Rodríguez, sostuvo que “esta fue una gira experiencia bastante positiva porque nos permitió cumplir varios objetivos. El primero, es que las comunidades contaran ellas mismas, cuáles han sido sus principales logros, porque este dejó de ser un proyecto de Conaf o de ONUREDD, sino que es un proyecto de la comunidad y tuvieron los espacios suficientes para apropiarse de los objetivos de este proyecto y hacerlos propios, resolviendo problemas que a ellos les afectan”.

Al ser consultado por la proyección del trabajo realizado con las comunidades, la máxima autoridad forestal de la región, señaló que “tenemos presupuesto pre-definidos para continuar apoyando estos proyectos, con una velocidad mucho menos a la que nos gustaría, por lo tanto tenemos conseguir recursos del Gobierno Regional, para imprimir más velocidad y asegurar las continuidades”.

София plus.google.com/102831918332158008841 EMSIEN-3
   
 

Main Menu

Main Menu