Aguas del Valle

Miércoles, Septiembre 18, 2019

Alumnos del colegio San Juan Bautista aprendieron programación de la mano de estudiantes de educación superiorGracias al proyecto “La Magia de Programar” se replicó en Ovalle iniciativa mundial de difusión de conceptos básicos de programación a niños y jóvenes.

Un grupo de 15 alumnos de séptimo y octavo básico del colegio San Juan Bautista de Ovalle participaron del proyecto “La Magia de Programar”, una iniciativa realizada por el IP-CFT Santo Tomás sede Ovalle, en la que estudiantes de las carreras Analista Programador y Técnico en Educación Especial guiaron a los escolares en el descubrimiento de los principios básicos de la programación de computadores.

Por cuarto año consecutivo el establecimiento de educación superior se sumó a los esfuerzos que se hacen a nivel mundialpara que niños y niñas aprendan sobre informática de manera lúdica. Por ello, inspirados en la campaña internacional “La hora del código”, los futuros profesionales, de la mano de sus docentes, completaron cuatro sesiones compartiendo sus conocimientos con alumnos de enseñanza básica.

Padres y apoderados presentes

El proyecto finalizó con una sesión en la que los padres y apoderados de los menores aprendieron los mismos conceptos y realizaron las mismas dinámicas guiados por sus hijos, oportunidad que fue muy apreciada por los participantes.

Lucia Araya, madre de Jaime Zambra, alumno de séptimo básico, comentó al respecto que

“la actividad estuvo muy entretenida, es agradable haber trabajado con mi hijo en el computador, fue un poco difícil pero se aprende, estoy bien agradecida por la oportunidad que tuvo en el colegio”.

Pero sin duda, los niños y niñas fueron los más emocionados con esta iniciativa. Para Simón León  Pérez, estudiante de octavo básico, fue “una bonita experiencia”, sobre todo porque en su casa no tiene computador y con esto incluso piensa que la informática puede ser la carrera que estudie a futuro.

“Me llama bastante la atención la computación, es algo entretenido y a futuro quiero ver si me puedo especializar en algo, me gustaría estudiarlo como una carrera. Es bueno participar porque uno va aprendiendo cada vez más  y queda con un bonito aprendizaje. Al principio se me hizo un poquito difícil, pero después con las clases fui avanzando hasta que pude explicarle a mi mamá y pude hacerlo funcionar súper bien”, dijo contento.

Su madre, Victoria Pérez, también se mostró muy contenta con la experiencia vivida ya que le permitió descubrir algunas habilidades de su hijo. “Una de las chicas me decía que él había avanzado bastante rápido y que siempre iba un paso más adelante que los otros niños y justamente le estaba preguntando sí le gustaría estudiar informática, porque uno se pregunta siempre qué  querrá estudiar, qué le gustará, y eso te ayuda, te orienta, así que estoy súper contenta”.

Alianza positiva

La vinculación de los dos establecimientos de educación en el marco de “La Magia de Programar” fue destacada por las autoridades académicas ya que permite el desarrollo y aprendizaje de todos los estudiantes involucrados.

En este sentido, Nelson Cuello, director del colegio San Juan Bautista, afirmó que este proyecto “ha sido bastante productivo, agradecemos esta oportunidad que nos ofrece Santo Tomás de que nuestros estudiantes tuvieran una experiencia pedagógica distinta  y que también pudieran participar con sus apoderados”.

Además, el directivo se refirió a la importancia de esta iniciativa en el desarrollo valórico de los futuros profesionales, puesto que “necesitamos profesionales que sean comprometidos y que sean un aporte a la sociedad y a la comunidad de la cual forman parte”.

En este sentido, Sara Muñoz, estudiante de segundo año de Técnico en Educación Especial, dijo que esta es la segunda vez que participa en “La Magia de Programar” y que ha sido muy satisfactorio puesto que “cada niño es un mundo nuevo por conocer y siempre es una experiencia gratificadora para uno como educadora. Ahora estoy en mi segunda práctica y esto me ayuda mucho”.

Por otra parte, Agustín Lazo, estudiante de primer año de Analista Programador, aseguró que “es gratificante para uno como persona participar de esto, porque no todos tienen esta oportunidad de interactuar con más gente, esto nos ayuda en la formación personal porque el día de mañana vamos a interactuar con gente que no conocemos”.

Acercando la tecnología

Los docentes del IP-CFT Santo Tomás a cargo del desarrollo de “La Magia de Programar”, concordaron en que con este proyecto se busca además que los niños y niñas tengan un pensamiento virtual y que piensen en la programación de computadores como algo cercano.

Jaime Castillo, jefe de la carrera Técnico Educación Especial comentó en este sentido que “este trabajo es para ir diseñando en los estudiantes y en los apoderados un pensamiento virtual, para ir pensando en la programación como algo cercano, porque  ahora de una forma u otra estamos programando constantemente cosas, ya sea en el celular, en el computador, por ello hemos mezclado estrategias didácticas para proveer a los estudiantes de estas experiencias para aprender”.

En tanto, Jorge Ponce, jefe de carrera de Analista Programador dijo que “esta actividad se realiza porque a nivel mundial se está haciendo campaña para que todos, de alguna forma,conozcan la programación, hoy en día trabajamos con mucha tecnología, el celular es un computador y debe ser programado para que funcione y esta es como la iniciación a ese mundo”.

Por último, el docente comentó que esta actividad te llena el alma porque tú ves a un niño reírse cuando arma un puzle y es genial cuando hacen eso”.

София plus.google.com/102831918332158008841 EMSIEN-3
   
 

Main Menu

Main Menu